in ,

Choro entró a robar en bus de Metropolitano pero terminó acosado por pasajeros

Ladrón, ya sin dignidad, dijo que jamás volverá a subir a ese bus porque nunca había sentido tanto abuso, ni en la cárcel

 

De nunca acabar. Un reconocido choro de la avenida Naranjal que suele cogotear, arranchar y raquetear, intentó cambiar de modalidad y ponerse a la moda robando en buses de transporte público y no se le ocurrió mejor idea que robar dentro de un bus del Metropolitano, pero le salió el tiro por la culata porque le tocaron el culato.

Resulta que el choro entró a un bus Expreso totalmente lleno y al momento de sacar su arma y gritar: “¡Esto es un asalto!”, nadie le hizo caso porque nadie le escuchó. Más bien lo empujaron para que avance al medio y en el camino se topó con unos cinco mañosones que le tocaron hasta el pensamiento.

Al segundo intento por asaltar a los pasajeros, una señora le pisó el dedo gordo con un taco 15, otro señor le metió un codazo para acomodarse bien, otra señora le gritó porque se movía tanto y, finalmente, otro mañosón le hizo dudar de su heterosexualidad. Cansado de tanta vejación decidió bajarse en medio de lágrimas y amenazó con denunciar al chofer, pasajeros y a todo el sistema de transportes de la capital.

“Es increíble, uno pierde la dignidad en ese bus. No entiendo cómo la gente se ha acostumbrado a viajar así. Siento pena por ellos, nunca más me subo a ese bus ni a asalta ro viajar. Presentaré mi denuncia”, dijo muy mortificado el choro que decidió volver a robar en la esquina de Naranjal con la avenida Túpac porque es más fácil y ahí no se intentan aprovechar de él.

Al cierre de esta nota nos subimos a un bus para saber qué tan cierto era eso de que viajar sin dignidad y la verdad que solo en la cola para entrar perdimos todo, primero la heterosexualidad. Seguiremos llorando.

Comentarios Facebook

Empiezan a llegar personas envenenadas a hospitales luego de ver a Magaly y Peluchín en televisión

No soportó el veneno: Basilisco muere después de ser mordido por Magaly Medina